Beso blanco

La escort besa a un hombre que previamente ha eyaculado en su boca y, de esta manera, intercambian el semen del hombre de boca a boca.

El beso blanco es el servicio sexual en el cual el hombre eyacula en la boca de la mujer y ésta comparte con él su semen mediante un beso. Es un servicio muy íntimo y erótico que demuestra una gran complicidad entre el hombre y la profesional. La práctica del beso blanco va unida a servicios como la felación, la masturbación y el beso en la boca.

El beso blanco es el final perfecto para un un francés natural o una cubana

Este servicio tan íntimo produce un gran placer, por el morbo que suscita y porque se produce a continuación de la eyaculación del hombre lo que incrementa el placer hasta un grado extremo. Los besos entre la mujer y el hombre aumentan siempre la complicidad y la cercanía y, en este caso, el intercambio del semen del hombre hace que sea aún más íntimo el contacto.

Como todos los servicios, este servicio también está sujeto a la voluntariedad de la escort, todos los juegos y servicios sexuales se disfrutan con el consentimiento de ambas partes. Nuestras chicas de compañía no están obligadas a realizar ningún servicio que no deseen practicar. Por eso, cuando lo practican es porque lo disfrutan y participan con placer del intercambio sexual. El beso blanco es uno de esos servicios especiales que incluye el intercambio de fluidos y que, por ello, resulta altamente erotizante.